H.R. Giger / xenomorfos y otros especímenes / fjzamannart.com

H.r. Giger / Xenomorfos y otros especímenes

Hr. Giger pintando
Hr.Giger pintando una de sus obras

Inicios artísticos

H.R. Giger fue un artista suizo, trabajó sobre todo como artista gráfico escultor. Nace en 1940 en Suiza, a partir de 1966 comienza a trabajar como diseñador de interiores hasta 1968, fecha desde la que ya se dedicará exclusivamente al arte. Realizaría varios cortos cinematográficos con otros artistas en estos primeros años de producción. Un hito importante en su vida fue el suicidio de su pareja en 1975, este impactante hecho marcaría de una manera definitiva el contenido de su obra para siempre.

Cine y monstruos

Fue Alejandro jodorowsky, recomendado por Salvador Dalí en 1973 quien introdujo a Giger en el mundo del cine para crear escenarios y propuestas visuales para cine. También andaba por allí otros grande como Moebius.

Giger fue ganador de un premio Oscar por el mejor diseño escénico en 1980 para la mítica película de Ridley Scott «Alien: El octavo pasajero». Éste artista fue junto a Carlo Rambaldi el responsable de los diseños de la criatura alienígena de esta película (el xenomorfo), y también de los principales escenarios.

Toda la potente imaginería visual de esta y otras películas en las que también intervino estaba basada en su mayor parte en su obra gráfica y escultórica anterior. La última intervención de Giger en el mundo del cine fantástico y de terror antes de su muerte en 2014 fue curiosamente otra película de Ridley Scott (un spin-off se podría decir) de la saga de Alien: Prometheus (2012). A mi personalmente me encanta esta película. Según parece se ocupó de diseñar los espectaculares murales pétreos de los ingenieros alienígenas.

Temas y obsesiones

Escenarios de influencia surrealista, casi vacíos de toda referencia a lo humano. Referencias constantes a órganos sexuales, femenino y masculino, en la mayoría de sus obras. Hieratismo extremo en los rostros que los deshumaniza un poco a la manera del arte antiguo de Egipto y Mesopotamia. Formas biológicas y orgánicas mezcladas con objetos y estructuras mecánicas imposible y tecnología aparentemente de otro mundo (Biomecánico); todo muy oscuro e inquietante; pero también muy interesante y atrayente. A mi personalmente siempre me ha fascinado su trabajo, éste es tremendamente personal y oscuro, pero también es auténtico y tiene un componente crítico, desde un ámbito puramente psicológico eso sí, para mi es un arte que surge del dolor y la angustia hacia lo desconocido. La vida, la muerte, lo mecánico parasitando lo biológico, el sexual desde el punto de vista puramente mecanicista, la maquinaria puesta al servicio de la creación de especímenes. Yo veo todo esto como una pesadilla donde se intuye lo humano (como no puede ser de otra manera, ya que el arte es una creación humana), pero que al mismo tiempo brilla por su ausencia.

Técnicas empleadas

Giger casi siempre utilizaba en sus obras el aerógrafo y la pintura acrílica muy diluida, aplicando finas capas para dar densidad a la obra, usaba unas planchas con patrones de diseño biomecánico y diferentes texturas sobre las que posteriormente aplicaba la pintura líquida en aerógrafo, realmente era un estarcido similar al que podrían aplicar otros artistas contemporáneos. Sobre esta base empezaba a trabajar para añadir los numerosos detalles; intuyo que su proceso era de oscuro aclaro, es decir partía de una base con el estarcido inicial básicamente oscura (una gama oscura de medio tono), y sobre esta iba dando pasadas de color a las zonas de luz hasta llegar al blanco, o casi, en algunas zonas. Asimismo también podría oscurecer hasta límites muy altos otras zonas para, de esta manera, crear un intenso efecto de volumen; el cual es muy palpable en sus obras. En cuanto al soporte trabajaba sobre superficies duras como paneles de diferente tipo y tamaño.

Esto en cuanto a su faceta creadora en obras pictóricas, porque además realizaba esculturas e incluso diseño de mobiliario u otras piezas y encargos de tipo industrial, de estilo biomecánico y futurista como no. Es bastante conocido el pie de micro que diseño para el cantante de la banda norteamericana de metal ‘Korn‘, y que se puede observar en numerosos conciertos y videoclips de la misma banda.


Más imágenes, todas obras del maestro H.R. giger; para deleite de los amantes del arte de verdad.

La verdad es que se me hace siempre complicado seleccionar imágenes de estos grandes creadores que tanto me han gustado siempre. Para mi estas imágenes con esa gran carga simbólica (y tan alejadas de las modas cursis y por eso siempre políticamente correctas aunque vallan de rompedoras) son atemporales, y dentro de (pongamos 150 años) seguirán suscitando interés a quien las observe. A partir de ahora sobran las palabras. Que cada uno reflexione y se recree si lo así desea.